“¡(Te)Quiero, queda limpio!”
Entrada

“¡(Te)Quiero, queda limpio!”

  En aquel tiempo, se acercó a Jesús un leproso, suplicándole de rodillas:«Si quieres, puedes limpiarme».Compadecido, extendió la mano y lo tocó diciendo:«Quiero: queda limpio».La lepra se le quitó inmediatamente y quedó limpio. Él lo despidió, encargándole severamente:«No se lo digas a nadie; pero para que conste, ve a presentarte al sacerdote y ofrece por...

10 de febrero de 202410 de febrero de 2024by